sábado 25 de mayo de 2024 13:22 pm

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

Los conductores de Uber y Lyft en NYC obtendrán un incremento salarial de 2.25% el próximo lunes, luego de ser aprobado ayer por la Comisión de Taxis y Limusinas (TLC). Se trata del segundo aumento en 2023, para un total de 8.78%.

Los conductores de Uber y Lyft en Nueva York lograron un aumento salarial de 2.25% que entrará en vigencia el próximo lunes, luego de ser aprobado ayer por la Comisión de Taxis y Limusinas (TLC).

El votó unánime fue recibido con aplausos por parte de los trabajadores y Uber dijo en un comunicado que la cantidad era más “razonable” que un aumento anterior al que se habían opuesto.

Se trata del segundo aumento en 2023. El primero, que estuvo ligado a la inflación y llegó a alrededor del 6%, fue aprobado en enero después de que Uber acudiera a los tribunales para detener una subida mayor que había sido aprobada por la TLC el año pasado. Las nuevas tarifas requerirán un pago mínimo de $26.76 dólares para los conductores por un viaje promedio de 7.5 millas que tome 30 minutos, calculó The New York Times.

El nuevo incremento salarial está destinado a compensar los mayores costos de mantenimiento de vehículos y otros gastos de los conductores. Al sumar los dos aumentos de este año equivalen a 8.78% con respecto a las tasas de pago del año pasado, indicó un portavoz de TLC.

Los choferes de Uber y Lyft recibirán más paga este mes “gracias en parte a la decisión de la Comisión de Taxis y Limusinas de modificar su fórmula de pago mínimo para los conductores de viajes compartidos y acelerar el aumento”, comentó Daily News.

“Estamos entusiasmados de haber llegado a una regla que ha funcionado para todos”, dijo ayer el comisionado de la TLC, David Do, en una sala de audiencias repleta en la sede de la comisión en Manhattan. “Esperamos que este aumento salarial se implemente sin más oposición”, agregó en un comunicado posterior.

La votación del miércoles estuvo destinada a abordar los crecientes gastos de los conductores, dijo el comisionado Do. Los conductores de Uber y Lyft, considerados por las empresas de aplicaciones como contratistas independientes, son responsables del mantenimiento del vehículo, el pago del combustible y demás costos reglamentarios.

“Hoy, después de tres huelgas exitosas, podemos celebrar sabiendo que recuperamos un aumento que pertenecía a los conductores y lo hicimos recordando a las empresas que los conductores están organizados y pueden vencerlos”, celebró en un comunicado Bhairavi Desai, directora de la Alianza de Trabajadores de Taxis (NYTWA).

La popularidad de Uber ha aumentado desde que llegó a Nueva York hace 12 años. Los datos de la TLC indican que hubo un promedio diario de 52,000 vehículos de alquiler en las calles de la ciudad en diciembre, en comparación con sólo 7,000 taxis amarillos.

eldiariony.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *