miércoles 29 de mayo de 2024 04:34 am

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

El salvadoreño Marcelo Arévalo hizo historia al coronarse campeón en dobles del Roland Garros con un gran juego en el que se combinó con el neerlandés Jean-Julien Rojer para remontar ante la dupla del croata Ivan Dodig y el estadounidense Austin Krajicek.

El salvadoreño Marcelo Arévalo se convirtió este sábado en el primer tenista centroamericano en ganar una final de Grand Slam, al ganar el Roland Garros en la modalidad de doble masculino, después de salvar tres bolas de partido en la segunda manga.

Arévalo y su compañero, el neerlandés Jean-Julien Rojer, ganaron en la final al croata Ivan Dodig y el estadounidense Austin Krajicek por 6-7(4), 7-6(5) y 6-3 en tres horas y un minuto.

El jugador nacido en Sonsonate, de 31 años, celebró efusivamente el triunfo abrazándose con su esposa, hijo y otros allegados, así como con los hinchas salvadoreños presentes en la pista Philippe Chatrier, con los que gritó “El Salvador, El Salvador”.

Vestido de negro y con gorra blanca, el jugador centroamericano y su pareja holandesa remontaron un partido que parecía que tenían perdido.

Después de perder la primera manga en el desempate, estuvieron a punto de despedirse de la final en la segunda, cuando salvaron hasta tres bolas de partido. Ganado el segundo set en el tie break, Arévalo y Rojer aceleraron y vencieron con claridad el tercero.

El salvadoreño ha roto tabúes en su región. Ya había alcanzado la final del Abierto de Estados Unidos del año pasado en dobles mixtos, junto a la italiana Giuliana Olmos, aunque la perdieron. 

Esta vez, su compenetración con el neerlandés Rojer, de 40 años, dio sus frutos, después de comenzar a trabajar juntos a comienzos de este año, algo facilitado porque ambos residen en Florida (EE.UU.) junto a varios miembros de su equipo. 

eldiariony.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *