viernes 12 de abril de 2024 13:39 pm

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

Cientos de trabajadoras, mayormente inmigrantes, protestaron contra la presidenta de ese ōr̥gano legislativo por demorar la votaciōn de la iniciativa “No más 24”, que limitaría turnos laborales a 12 horas y protegerīa a más de 300 mil “home attendances” contra el robo de horas trabajadas.

Durante muchos años en la ciudad de Nueva York se volvió costumbre “robarle en su propia cara” horas de trabajo a cuidadoras de ancianos y personas enfermas, quienes son obligadas por agencias de la llamada industria de “home attendance” (de cuidado domiciliario) a trabajar turnos de 24 horas y hasta el doble, de las que solo les reconocen salarialmente 13 horas.

Así lo denunciaron a todo pulmón este miércoles cientos de trabajadoras, mayormente inmigrantes asiáticas y latinas, quienes protagonizaron una manifestación frente a la sede del Concejo Municipal de la Gran Manzana, en Manhattan, para exigir a la presidenta de ese órgano legislativo, Adrienne Adams, que someta a votación el proyecto de ley “No más 24”, que acabaría con la práctica de agencias de agendar a las cuidadoras en turnos largos, de los que no les pagan ni la mitad.

Con arengas y carteles en mano en las que mostraban los astronómicos robos de salario que han sufrido por años ante la falta de leyes municipales estrictas que metan en cintura a las agencias que las contratan, las manifestantes pidieron al Concejo Municipal, de mayorīa femenina, que se ponga del lado de las mujeres trabajadoras y de luz verde a la ley que limitaría las horas de los turnos laborales.

Estamos en pleno siglo XXI y es el colmo que en esta ciudad se siga fomentando la práctica brutal de turnos de 24 horas para nuestras cuidadoras. Es un abuso y es una verguenza que la presidenta del Concejo no someta todavīa este proyecto de ley a votación, perpetuando la esclavitud moderna”, asegurō Yanin Peña, organizadora comunitaria del Centro de Trabajadores NMASS, que pertenece a la Campaña “¿Acaso no soy una mujer?”, que defiende los derechos de las cuidadoras.

La activista reveló que buena parte de las cuidadoras domiciliarias (estimadas en más de 400 mil en todo el estado de NY) no solo son obligadas a trabajar en turnos de 24 horas, de las que les roban 11 horas en pagos, en un fenómeno que de acuerdo a datos del Departamento del Trabajo, tan solo en los últimos 6 meses ha significado más de $64 millones de sueldos impagos a 500 cuidadores.

Una de ellas es Francisca Ureña, trabajadora de 61 años, quien lleva 11 años dedicada a la industria del cuidado domiciliario, y quien asegura que haciendo sus cuentas, por las horas que nunca le pagaron en turnos de 24 horas, ha perdido más de $136,000 dólares.

Durante la jornada de protesta, que se extenderá hasta el viernes, como medida de presión al Concejo para que apruebe el proyecto de ley del concejal Christopher Marte, la cuidadora lamentó que la presidenta del Concejo les de la espalda.

“Esto se trata de un acto de justicia con nosotras. Somos mujeres, madres e inmigrantes que damos nuestro tiempo para que la gente a la que atendemos estén bien. Deben respetarnos, tratarnos con dignidad y acabar con esos turnos de 24 horas, que incluso si los pagaran completos, acaban con nuestra salud y nuestras vidas”, dijo la dominicana. “Yo ya no duermo, cada dos horas me despierto y cuando reclamo por mis pagos, ellos no dicen nada. No quieren pagar y el Concejo nos están dejando desprotegidas si no aprueban esta ley”.

Gregoria García, quien afirma que le adeudan más de $319,000 dólares por las jornadas de 24 horas de 9 años que ha trabajado como cuidadora domiciliaria, fue más tajante y le envió un mensaje a la Presidenta del Concejo: “Apruebe la ley o páguenos entonces usted”.

“Tienen que protegernos. No podemos seguir siendo explotadas como si fuera la esclavitud. Cōmo e sposible que en una ciudad como esta nos manden a trabajar de las agencias 24 horas y hasta más, y solo paguen 13 horas. Eso es robo. Y además tengo ya tantos problemas de sueño, que en las noches incluso en mi casa, me despierto oyendo a los pacientes llamando a uno”, dijo la trabajadora.

Sonia Ossorio, directora ejecutiva de la National Organization for Women, criticó que el Concejo de mayoría femenina no oiga el clamor de las cuidadoras y siga retrasando la aprobación de la ley que las protegería.

“Espero que la Presidenta del Concejo y los concejales estén mirando a esta multitud. Me deja en shock saber que hace poco, nosotras las mujeres salimos en masa para elegir al primer Concejo de mayorīa femenina en la historia para cuidarnos y representarnos y para darnos dignidad en nuestros trabajos y hasta ahora nos han fallado“, dijo la activista. “Tenemos que apoyar a las mujeres cuidadoras en dignidad y en sus pagos. No podemos seguir trabajando turnos de 24 horas al día. Eso tiene que cambiar ahora”.

El concejal Marte, patrocinador de la ley contra turnos de 24 horas en la industria del cuidado domiciliario, también reclamó al Concejo por no empujar la pronta aprobación de su propuesta legislativa, y dijo que él y su familia vivieron en carne propia los estragos de trabajar largas jornadas.

Esta ley tiene que ser aprobada ya. Para mí es un asunto personal, pues mi mamá trabajaba como cuidadora, a veces turnos de 24 horas, a veces 48 e incluso 72 horas. Y no lo hacía porque quisiera sino porque no tenía opción. Es el momento de poner fin a esta forma de esclavitud moderna y someter a votación esta ley”, dijo el político latino. “La Ley No más 24 traería justicia largamente atrasada a nuestra ciudad. Es la mayor violación de derechos humanos de nuestra ciudad y no es coincidencia que son las mujeres de color las que se ven obligadas a trabajar en las condiciones bárbaras que no existen en ninguna otra industria. Tenemos la obligación moral de denunciar políticas racistas y sexistas y acabar con ellas para siempre”.

Vicki Niu, miembro de la organización Youth Against Sweatshops, se sumó al clamor y exigió que se proteja los derechos de las cuidadoras y otros trabajos poniendo fin a las jornadas 24 horas, de inmediato.

“Como jóvenes, muchos de nosotros sufrimos largas jornadas y falta de control sobre nuestro tiempoLa lucha para acabar con la jornada laboral de 24 horas es nuestra lucha, es la pelea contra el racismo y el sexismo”, dijo la trabajadora. “Es la lucha por nuestro tiempo, por nuestra salud, por nuestra vida. En esto movimiento, nos unimos a través de generaciones, razas, géneros e industrias para mantenernos firmes”.

Tras las quejas contra la presidenta del Concejo y la exigencia para que se de vía libre a la ley de protección a las cuidadoras, a través de un vocero, ese organismo manifestó que están analizando la manera de tenderles la mano para resolver sus clamores, pero dejaron ver que tienen dudas sobre el articulado, y no revelaron si el proyecto de ley ” No más 24″ será sometido o no a pronta votación.

“Los neoyorquinos con discapacidades, entre otras partes interesadas importantes de nuestra ciudad, han planteado preocupaciones importantes sobre este proyecto de ley que deben resolverse“, dijo el funcionario del Concejo Municipal. “La Presidenta del Concejo también ha priorizado los esfuerzos que apoyan a las personas con discapacidades y no tienen interés en enfrentar a los grupos entre sí. La expectativa de este proyecto de ley, como cualquier otro, es que el concejal patrocinador defienda e involucre a todas las partes interesadas en discusiones de buena fe hacia una resolución”.

El vocero de la oficina de la Presidenta Adams agregó que ese órgano legislativo está enfocado en aprobar un presupuesto que amplíe las inversiones para proteger a todos los neoyorquinos que puedan haber sido víctimas del robo de salarios u otras prácticas laborales de explotación.

Cuidadores domiciliarios de NYC en cifras

  • 478,620 es la cifra más reciente sobre cuidadores de salud y del hogar en todo el estado de NY.
  • 300,000 y más se estima trabajan en la Gran Manzana
  • 90% de los cuidadores son mujeres
  • 81% de los cuidadores domiciliarios no son blancos
  • 67% de los cuidadores son inmigrantes, ciudadanos naturalizados o no ciudadanos
  • $64 millones de dólares en salarios robados a 500 cuidadoras puestas en turnos de 24 horas reveló en un informe el Departamento de Trabajo
  • 24 horas seguidas en turnos constantes denuncian trabajadoras, de las cuales solo les pagan máximo 13 horas
  • 11 horas robadas por cada turno de 24 horas, al igual que malos tratos, denuncian las cuidadoras
  • El proyecto de ley “No más 24” acabaría con turnos de 24 horas y podría turnos máximos de 12 horas para cada cuidador
  • 17 concejales apoyan el proyecto de ley actualmente que no tiene fecha de votación
  • 3 días durarán las protestas de los cuidadores a las afueras de la sede del Concejo Municipal entre 9:00 am y 5:00 pm cada día.

eldiariony.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *