viernes 12 de julio de 2024 17:14 pm

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

El alcalde de Nueva York anunció el viernes planes para enviar a cientos de solicitantes de asilo a dos hoteles al norte de la ciudad por hasta cuatro meses, para tratar de hacer frente a una oleada de llegadas, pero antagonizando con los funcionarios de la zona mayoritariamente suburbana.

El gobierno del alcalde demócrata Eric Adams dijo que hasta 300 hombres adultos solteros bajo el cuidado de la ciudad serán transportados de forma voluntaria a un hotel en Orangeburg, en el condado de Rockland, y a otro en Orange Lake, en el vecino condado de Orange. Adams ha criticado al gobernador de Texas, Greg Abbott, por enviar a solicitantes de asilo a Nueva York sin coordinación previa, y funcionarios que representan a las zonas al norte de la ciudad expresaron el viernes quejas similares contra Adams.

El alcalde también ha pedido en repetidas ocasiones más ayuda estatal y federal para hacer frente a la llegada de solicitantes de asilo, muchos de los cuales fueron enviados en autobús a la ciudad por gobernadores de otros estados. Afirmó que el programa ayudaría a la ciudad a manejar a los más de 37.500 solicitantes de asilo de los que se ocupa actualmente.

El gobierno dijo que los hombres enviados a los hoteles recibirán comida, asesoramiento, apoyo jurídico y otros servicios.

“Con un vacío de liderazgo, ahora nos vemos obligados a emprender nuestra propia estrategia de descompresión”, dijo Adams en un comunicado de prensa. “Este nuevo programa voluntario proporcionará a los solicitantes de asilo alojamiento temporal, acceso a servicios y conexiones con las comunidades locales mientras construyen una vida estable en el estado de Nueva York”.

Algunos funcionarios republicanos de zonas situadas al norte de la ciudad de Nueva York reaccionaron con dureza, diciendo que acababan de ser informados del plan y que la región carece de metro y de los servicios necesarios para gestionar una oleada de solicitantes de asilo.

El ejecutivo del condado de Rockland, Ed Day, calificó el plan del alcalde de “imprudente”.

“Esto es como dejar caer a una persona que no sabe nadar en medio del océano y esperar que le vaya bien”, dijo Day en una entrevista telefónica.

Day indicó que el fiscal del condado estaba estudiando la posibilidad de obtener judicial.

El administrador del condado Orange, Steve Neuhaus, se mostró conmocionado al conocer la noticia el viernes y dijo que seguía teniendo preguntas acerca de las llegadas.

“¿Quiénes son estos tipos? ¿Han sido debidamente investigados? ¿Qué van a hacer? ¿Van a estar merodeando por la ciudad?”, dijo Neuhaus en una entrevista telefónica.

Los defensores de los inmigrantes también criticaron la medida.

“Llevar a la gente al norte del estado para que se refugien es sólo una solución temporal”, dijo Murad Awawdeh, de la Coalición de Inmigración de Nueva York, en un comunicado de prensa. “Estarán fuera de la vista, pero es miope pensar que el alcalde puede resolver los problemas de vivienda de Nueva York de esta manera”.

Unos 60.000 solicitantes de asilo han llegado a la ciudad desde principios del año pasado, según la oficina del alcalde.

El gobierno de la ciudad ya ha intentado varias formas de alojar a los solicitantes de asilo, incluido un plan anunciado en enero para convertir temporalmente una terminal de cruceros en un centro de acogida y servicios.

latercera.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *