viernes 12 de abril de 2024 13:15 pm

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

El responsable del tiroteo abrió fuego, transmitiendo en vivo la masacre en su cámara GoPro en varias redes sociales.

Los familiares de varias víctimas de un tiroteo con motivación racista ocurrido en un supermercado de Búfalo, Nueva York, donde fueron asesinadas diez personas negras, demandaron a las principales empresas de redes sociales de Estados Unidos y las acusaron de contribuir a la radicalización del autor. La demanda presentada en nombre de las familias de Heyward Patterson, Katherine Massey y Andre Macknie, víctimas de este hecho.

De acuerdo con la querella, se le acusa a las plataformas Meta, la empresa matriz de Facebook, como demandada, así como a Snapchat, Discord, Reddit, 4chan y YouTube de permitir que el autor, Payton Gendron, un joven blanco de 18 años, fuera radicalizado “por los algoritmos” de las redes sociales que utilizaba y que le alimentaban con contenidos cada vez más racistas, antisemitas e instigadores de violencia.

También acusaron a Amazon, propietario de Twitch, debido a que Payton Gendron solía hacer transmisiones en vivo en esa plataforma y que su capacidad de poder divulgar sus creencias fueun factor clave para convencerlo de seguir adelante con el crimen. “Gendron estaba motivado para cometer su crimen atroz mediante propaganda racista, antisemita y supremacista blanca que le dieron las compañías de redes sociales cuyos productos utilizó“, señala la demanda de los familiares.

El joven tenía 18 años cuando en 2022 llevó un rifle Bushmaster XM al mercado de Tops en Buffalo y abrió fuego, transmitiendo en vivo la masacre en su cámara GoPro en varias redes sociales. Fue condenado este pasado febrero a cadena perpetua por un delito de terrorismo doméstico y diez de asesinato tras declararse culpable. El día de la condena dijo sentirse arrepentido, y sus abogados consideraron que el odio racista que lo motivó fue las redes sociales y que el crimen fue facilitado por el fácil acceso a armas de asalto.

Gendron también enfrenta cargos federales separados del Departamento de Justicia de Estados Unidos que podrían conllevar la pena de muerte, castigo que no existe en el estado Nueva York. “Lamento mucho el dolor que he obligado a sufrir a las víctimas y sus familias (…) Hice algo terrible ese día (…) Disparé y maté a personas porque eran negras. Mirando hacia atrás ahora, no puedo creer que realmente lo hice. Creí lo que leí en línea y actué por odio y ahora no puedo retractarme“, dijo en el tribunal.

Con información de EFE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *