martes 23 de abril de 2024 08:07 am

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

El próximo proyecto de ley de control de armas de Nueva York que está a punto de aprobarse tan pronto como el jueves, se producirá pocos días después de que la Corte Suprema de EE. UU. revoque la ley de licencias de armas de fuego del estado.

NUEVA YORK — Nueva York prohibirá que las personas lleven armas de fuego a muchos lugares de negocios a menos que los propietarios coloquen un letrero que diga explícitamente que las armas son bienvenidas, dijo el miércoles la gobernadora Kathy Hochul.

La semana pasada, Hochul dijo que traerá de regreso a los legisladores estatales el jueves para considerar la legislación de seguridad de armas en respuesta a la Corte Suprema que anuló partes clave de la ley de licencias de armas del estado.

La demócrata dijo que ella y los líderes legislativos acordaron los grandes rasgos de un proyecto de ley de control de armas que está a punto de aprobarse el jueves, solo días después de que la Corte Suprema de EE. UU. anulara la ley.

Debido al fallo de la corte, los neoyorquinos, por primera vez en más de un siglo, podrán obtener una licencia para portar un arma fuera del hogar para defensa personal. Anteriormente, era difícil obtener una licencia de armas de fuego sin restricciones a menos que trabajara en la aplicación de la ley o en la seguridad.

Pero Hochul dijo que también quería proteger los derechos de los dueños de propiedades que deciden que no quieren armas de fuego en las instalaciones.

Las empresas que quieran armas tendrían que colocar un letrero que diga: “Aquí se aceptan armas ocultas”, o palabras por el estilo, dijo Hochul. “De lo contrario, la presunción estará en el estado de Nueva York de que no lo son”.

“Vamos a proteger los derechos de los propietarios privados para que no tengan que estar sujetos a que alguien entre a su lugar de trabajo o a un bar o restaurante con un arma oculta”, dijo Hochul.

Los grupos defensores de las armas se enfurecieron ante la idea de que las armas de fuego podrían estar prohibidas en muchos lugares por defecto.

“Ella les está diciendo a los dueños de negocios cómo deben conducir sus negocios si quieren permanecer abiertos. Estos son mandatos inconstitucionales y creo que los tribunales los anularán”, dijo Aaron Dorr, director ejecutivo de la Asociación de Armas de Fuego del Estado de Nueva York (New York State Firearms Association).

El impulso para aprobar nuevas restricciones sigue a la decisión de la Corte Suprema de anular una disposición en la ley de licencias de Nueva York que requería que las personas mostraran una amenaza inusual a su seguridad para portar un arma de fuego.

El estado está estableciendo nuevos requisitos para obtener un permiso de armas de fuego, dijo Hochul, incluyendo el mandato de 15 horas de entrenamiento en campo de tiro en persona. La legislatura también promulgará nuevas reglas sobre el almacenamiento de armas de fuego en hogares y vehículos, dijo.

Hochul y sus compañeros demócratas también planean crear una lista completa de “lugares sensibles” donde se le prohibirá por completo al ciudadano promedio portar armas de fuego, incluidos edificios gubernamentales, hospitales, escuelas y transporte público.

Un puñado de estados, incluido California, están considerando pasos similares para revisar las medidas de control de armas después del fallo de la Corte Suprema.

Nueva York sería el primer estado en aprobar una ley para permitir armas ocultas solo en negocios que lo permitan explícitamente, según David Pucino, asesor principal adjunto del Centro Legal Giffords para Prevenir la Violencia Armada.

En muchos estados donde es común portar armas, la responsabilidad generalmente recae en las empresas para colocar carteles que indiquen que las armas de fuego no están permitidas. Algunos estados, incluidos Luisiana y Carolina del Sur, exigen que las personas obtengan permiso para llevar armas de fuego a viviendas privadas.

“El estado está respondiendo de una manera muy fuerte para abordar los nuevos riesgos creados por la corte, pero de una manera que encaja en el marco que la corte ha presentado sobre cómo se ve un conjunto constitucional de leyes de armas”, dijo Pucino.

El fallo de la Corte Suprema dijo que los estados podrían prohibir las armas de fuego en lugares particulares, pero advirtió que sería inconstitucional simplemente prohibir las armas en todas las áreas densamente pobladas.

Hochul dijo que todavía está trabajando con los legisladores para elaborar detalles específicos de la legislación de control de armas, incluida su propuesta de prohibir que las personas con antecedentes de comportamiento peligroso obtengan permisos de armas.

Los legisladores también requerirán verificaciones de antecedentes para todas las compras de municiones para armas que requieran un permiso, dijo Hochul.

Eso es algo que ya se requiere en varios estados, y una ley estatal de 2013 también habría requerido tales controles en Nueva York una vez que el estado estableciera una base de datos. Pero los líderes legislativos y el exgobernador Andrew Cuomo acordaron en 2015 detener el trabajo en esa base de datos.

Dorr, el director ejecutivo de la Asociación de Armas de Fuego del Estado de Nueva York, dijo que exigir verificaciones de antecedentes molestaría a los propietarios de armas respetuosos de la ley sin ayudar a la seguridad pública.

“Ningún delincuente entrará a una tienda minorista para comprar municiones”, dijo Dorr. “Este es un intento absurdo de demonizar a los dueños de armas respetuosos de la ley una vez más”.

telemundo47.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *