lunes 17 de junio de 2024 17:01 pm

La Comunidad y su Futuro

Tu periódico digital en New York
PATROCINADOR OFICIAL

La guía identifica objetivos, estrategias e indicadores clave de desempeño específicos que garantizarán que los estudiantes de toda la ciudad aprendan hábitos alimenticios saludables.

Desde que se posesionó como alcalde de la ciudad de Nueva York, Eric Adams ha promovido un entorno alimentario saludable en las escuelas públicas de la Gran Manzana. Entre los pasos transformadores que ha tomado para mejorar la salud de los estudiantes se incluyen los viernes alimentados por plantas y la expansión de la experiencia de mejora de la cafetería.

Este martes, desde la escuela P.S. 75 Emily Dickinson y junto al canciller escolar David C. Banks y la directora ejecutiva de la Oficina de Política Alimentaria de la Alcaldía Kate MacKenzie, el mandatario municipal lanzó “Priorizar la educación alimentaria en nuestras escuelas públicas: una vía para desarrollar una próxima generación saludable”, una hoja de ruta integral para mejorar la educación alimentaria en el sistema de escuelas públicas de la ciudad.

La guía identifica objetivos, estrategias e indicadores clave de desempeño específicos que garantizarán que los estudiantes de toda la ciudad aprendan hábitos alimenticios saludables y cómo cada componente del sistema alimentario interactúa con el clima, la economía y la comunidad local.

En el evento, Adams recalcó que la ciudad está liderando el camino en alimentos, alimentación y estilos de vida saludables.

“Conozco de primera mano el poder de una alimentación saludable: cambiar a una dieta basada en plantas revirtió los efectos de mi diabetes tipo 2 y salvó mi vista”, afirmó el alcalde. “Con esta hoja de ruta, vamos a enseñar a nuestros hijos cómo comer mejor, construyendo escuelas más saludables, comunidades más saludables y una ciudad más saludable”.

El informe identifica tres objetivos para mejorar la educación alimentaria en todas las escuelas públicas, que son:

Ayudar a los estudiantes a desarrollar conocimientos sobre alimentación saludable y bienestar;
Proporcionar un mayor acceso a comidas saludables, nutritivas y culturalmente apropiadas en las escuelas; y
Empoderar a los miembros de las comunidades escolares, incluidos los padres, educadores, trabajadores del servicio de alimentos y administradores, para que sean embajadores del bienestar.

Tras agradecer al ejecutivo municipal su labor para garantizar un futuro más saludable para las comunidades, el canciller Banks sostuvo que estaban orgullosos del trabajo que han hecho hasta ahora “para ampliar las opciones para nuestros jóvenes, y estoy encantado de embarcarme en este próximo paso para seguir ayudando a educar a los estudiantes sobre hábitos alimenticios saludables que llevarán con ellos a lo largo de sus vidas”.

Por: Verónica Romero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *